Desde Epidemiología indicaron a Elonce TV que todos los casos surgidos en Nogoyá “tienen distintos diagnósticos” y se esperan los resultados de análisis para determinar qué enfermedad causó las dos muertes. El hantavirus es una posibilidad.

El director de Epidemiología de Entre Ríos, Diego Garcilazo, se refirió a los casos registrados en la localidad de Nogoyá, con la muerte de dos menores de edad, y dijo que hasta que no se tengan los resultados de los análisis enviados a distintos laboratorios no se puede confirmar de qué enfermedad se trata, aunque señaló que el hantavirus está dentro de las posibilidades.

En diálogo con Elonce TV, señaló que los pacientes que actualmente están hospitalizados “tienen buena evolución, y van a seguir internados por observación y para determinar de resolver algunos resultados de análisis”. Además, remarcó que todos tienen “distintos diagnósticos”, por lo que en este momento “no podemos decir que todos los casos se asocian unos a otros, ni tampoco con las muertes ocurridas en Nogoyá. Ha habido diagnósticos de distintas características”.

En tal sentido, explicó que a raíz del primer fallecimiento se inició una investigación epidemiológica, la cual tiene varios procedimientos. Uno es el trabajo en campo donde se hacen encuestas a familiares directos y cercanos, se hace una observación de lo que es el terreno y a su vez se levantan muestras para enviar a los laboratorios provinciales y de Buenos Aires. “Ahora resta esperar el resultado de esos análisis que pueden llevar tiempo, hasta una semana”. A partir del martes de la semana próxima estarían llegando los primeros resultados de los estudios enviados al instituto Malbrán.

Consultado sobre si se estaría antes casos de hantavirus, Garcilazo indicó que “dentro del Ministerio hay un comité importante de trabajo, particularmente para este tema, y no lo descartamos. Parte de las muestras están dentro de esta sospecha, pero como hay muy pocos datos específicos respecto a cómo se presentaron los datos y la evolución que fue tan rápida, no ha permitido tener desde el punto de vista clínico una orientación clara a hantavirus, sin embargo, no descartamos que puede ser una posibilidad”.

Por otra parte, aclaró que el sistema sanitario de Nogoyá “tiene una buena estructura para manejar los casos y capacidad para resolverlos. Igualmente desde el hospital San Roque tienen una sala específica para estas derivaciones”.

Garcilazo dijo además que desde el hospital San Blas “nos comunicaron que ya no han tenido más notificaciones de casos de sintomatología, por lo menos de ese barrio y hasta ahora no ha habido ninguna otra derivación, por lo tanto desde el punto de vista sanitario se estarían atendiendo los pacientes con normalidad”.

“Los casos que se han derivado, hasta el momento han sido casos que han evolucionado favorablemente y han sido gastroenteritis o casos virales que todavía no podemos asociar que tengan algo que ver con los casos fatales”.

Y expresó que “como epidemiología estamos focalizados en la cuestión infecciosa, que es lo que más premura nos da, pero tampoco descartamos hipótesis toxicológicas o de otro tipo. Por eso vamos a ir esperando los resultados que es lo que nos dará concretamente los puntos para poder ir descartando enfermedades y cerrar estos dos casos” fatales.

Finalmente, Garcilazo manifestó que están en contacto con epidemiólogos de la región, “pero no queremos asociar en forma directa estos casos a los ocurridos en Chubut porque no tenemos elementos para asociarlos directamente a hantavirus, vamos a esperar la investigación epidemióloga y los resultados de los análisis para informarlos”.  (El Once)

Escuchanos en FM 102.5 MHz | Sonido Digital & RDS | LRM774 Génesis Multimedia ((HD Radio))