Desde el área de Control Fiscal de la ATER informaron la intimación a unos 1000 empleadores de la provincia cuyo personal no está inscripto en los tributos provinciales, evadiendo el financiamiento a la asistencia social a la ancianidad, la maternidad y la invalidez.

En el Marco de las Políticas de Control Fiscal que lleva adelante la ATER sobre diferentes sectores e impuestos, esta semana se conoció la puesta en vigencia de un proceso de intimación sobre unos 1000 titulares de firmas cuyos empleados no se encontraban registrados como corresponder ante la provincia.

El Titular de ATER, Sergio Granetto explicó que la medida de referencia “es parte del programa de Control Fiscal que permite ampliar la base tributaria frente a situaciones claras de evasión y trabajo no registrado, y lo llamativo que es muchas son firmas muy importantes de la actividad económica provincial y otras tantas son grandes superficies comerciales con sede en capital federal que vienen a competir con firmas locales sin cumplir las normas como corresponde”dijo.

Si bien el Estado Provincial, desde enero 2018 viene eliminando progresivamente el tributo en cuestión – aporte de la Ley 4035-, la provincia sigue sosteniendo con recursos de rentas generales este esquema de asistencia social destinado a la ancianidad, a la madre y a la invalidez.

Por su parte, el Director de Fiscalizaciones, Román Escobar, detalló que en los próximos días se correrá el proceso de intimación al tiempo que anticipó la puesta en vigencia de otros procesos de intimación sobre sectores vinculados con el Comercio Electrónico, el arrendamiento y alquiler de inmuebles donde también se detectaron niveles de evasión significativos.

Escuchanos en FM 102.5 MHz | Sonido Digital & RDS | LRM774 Génesis Multimedia ((HD Radio))