“Anto” volvió a su casa luego de seis meses de pasar por hospitales y clínicas. Fue recibida por su pueblo, que festejó la llegada de la chiquita que afronta una difícil enfermedad.

Antonella Rodas tiene 8 años y es oriunda de Aldea San Antonio en el departamento Gualeguaychú. A mediados de junio comenzó con problemas en la garganta por lo que la trataron en su localidad por un cuadro de paperas. Los días pasaron y su la inflamación seguía, por lo que la llevaron a Gualeguaychú, donde le practicaron una tomografía y descubrieron una importante cantidad de nódulos en los ganglios linfáticos del cuello. De allí fue derivada a un centro asistencial de mayor complejidad y recién el sábado 30 de diciembre volvió a su localidad donde la recibieron sus vecinos.

Antonella iba a la escuela primaria “Patricias Argentina” normalmente, se desenvolvía como cualquier “gurisita” de su edad, hasta que la inflamación y dolores de garganta provocaron el cambio en su vida. La enfermedad llevó a su familia a un periplo por distintos sanatorios, llegando finalmente a la Clínica “Sagrado Corazón”, lugar en el que estuvo hasta este sábado 30 de diciembre. Los médicos evaluaron que era oportuno estuviera en si casa, rodeada de afectos durante las fiestas lo que será un empujón anímico. Con los cuidados de rigor, como a la exposición solar y la utilización de barbijos, luego de una semana tendrá que volver para seguir con el tratamiento.

 

Diagnostico

En un principio todo hacía suponer que Antonella Rodas tenía paperas, pero la falta de evolución los condujo a Gualeguaychú, allí tras el análisis del caso, un pediatra les dijo que podían ser tres cosas y ninguna de ellas era buena, por lo que les recomendó ir a Buenos Aires, lo que ocurrió de inmediato. Luego de las biopsias se concluyó que Anto padece “Linfoma de Hodgkin” por lo que fue sometida a quimio y rayos.

 

El apoyo de la localidad

La familia Rodas sabe que no habría sido posible afrontar todo esto sin el apoyo de sus vecinos “Sentí que mi familia se agrandó… que no tenía fin, que es infinita” dijo la mamá, Viviana quien al volver vivió un momento muy emotivo. Y Antonella lo sintió igual “mamá sentía que me estaba por explotar el pecho de alegría” le dijo la chiquita a Viviana. (La Región 24)

Escuchanos en FM 102.5 MHz | Sonido Digital & RDS | LRM774 Génesis Multimedia ((HD Radio))